A un año del inicio del expediente digital, Tribunales presenta un balance historico

La digitalización del expediente judicial se convirtió en el ícono del proceso de modernización que el Poder Judicial

Hace más de dos décadas, el Poder Judicial de Tucumán emprendió el camino hacia la informatización del expediente a través de la constante incorporación de herramientas tecnológicas, que posibilitaron el salto digital del proceso judicial tucumano.

A partir del año 2015, la Corte Suprema de Justicia (CSJT) aprobó la implementación de un sistema informático propio.

La implementación del Sistema de Administración de Expedientes (SAE) permitió avanzar hacia las notificaciones digitales desde comienzos del año 2019, lo que significó un cambio trascendental en operadores jurídicos, pues suprimió la arraigada costumbre de los profesionales de concurrir a tribunales los días lunes, miércoles y viernes para verificar sus casilleros físicos.

En el mes de diciembre de dicho año, el Poder Judicial puso a disposición de los profesionales la firma digital remota, una herramienta para permitirles la suscripción de documentos en formato PDF.

Todas estas acciones planificadas por las áreas de Coordinación Estratégica, de Gestión Judicial y de Sistemas de la Corte, fueron integrando el proceso de digitalización, y permitieron proyectar el desembarco del expediente digital para el mes de abril del año 2020. Pero un mes antes el Poder Judicial debió declarar el asueto extraordinario con suspensión de plazos procesales y administrativos, motivado por el escenario sanitario mundial.

Ante esta inesperada realidad, la Honorable Legislatura de Tucumán sancionó la Ley N° 9.227 que modificó el Código Procesal Civil y Comercial provincial, y posibilitó la implementación del expediente digital en el corto plazo, al habilitar la presentación de escritos por la vía remota con clave informática simple. También transformó la notificación en la oficina, cambiando la dinámica de comparendo presencial a una digital y virtual.

En abril del 2020, la Corte mediante las Acordadas N° 226/20 y N° 326/20 reglamentó la Ley N° 9.227 y aprobó el “Reglamento de Expediente Digital”.

El expediente digital tucumano se comenzó a implementar el 27 de abril en los Juzgados Civil y Comercial Común de la IV° y VI° Nominación, un poco más de cuarenta días después de comenzada la pandemia.

En los cinco meses siguientes, se transformaron en digitales los expedientes judiciales en trámite de toda la provincia.

Según el informe elaborado por la Dirección de Estadísticas, en el primer año del expediente digital, se realizaron más de:

– 1.050.000 de presentaciones por profesionales

 2.900.000 actuaciones judiciales

– 77.500 sentencias dictadas

– 458.000 cédulas digitales

– 168.600 oficios con firma digital

– 187.000 boletas de pago generadas desde el Portal de SAE

Sin dudas, la digitalización del expediente judicial se convirtió en el ícono del proceso de modernización que el Poder Judicial emprendió años atrás y uno de los cambios más trascendentes de la historia de la institución.

Su exitosa implementación en tan corto plazo obedeció a la convicción de la Corte de generar cambios estructurales para dar respuestas a una sociedad demandante de mayor agilidad e inmediatez en resolución de procesos judiciales; al esfuerzo y compromiso de las/os juezas/ces, funcionarias/os y empleadas/os en reinventar la prestación del servicio de justicia, y en los directivos y asociados a los Colegios de Abogados y de Procuradores, protagonistas de la transformación digital tucumana.

fuente: https://www.losprimeros.tv/

Comentarios